3 de Octubre, 2006


Más Frecuencias. La Historia Oculta de William Tager

La tarde del 4 de octubre de 1986, Dan Rather fue atacado por William Tager quien, contrariamente a lo que se suele creer, tenía una buen razón para atacarlo. Tager nació en el año 2265. Tager es del futuro. Tager no es de nuestro planeta. Bueno, técnicamente es de la tierra, pero no de nuestra Tierra. Tager viene de una tierra en un universo paralelo y fue enviado aquí por el gobierno de su planeta. En la tierra de Tager, el planeta entero está bajo el control de un gobierno. Éste ha estado experimentado con viajes a universos paralelos (lo que implica pervertir el “continuo espacio-tiempo) durante casi 150 años.
 
Tager, un criminal convicto en su planeta, se presentó voluntario para el primer experimento a condición de que le otorgaran el indulto si volvía sano y salvo. En la tierra de Tager el vicepresidente del mundo es un hombre llamado Kenneth Burrows, que es exactamente igual a Dan Rather. Quizá debiera explicar que la mayoría de nosotros tenemos un doble en todas las tierras de todos los universos paralelos. El caso es que antes de que Tager entrara en la cámara de viaje, fue visitado por el vicepresidente Burrows que le dijo que tenía un transmisor implantado en su cerebro y que si escogía quedarse en la sección de tiempo/espacio a la que iba a ser enviado y no volvía en el tiempo designado, sería bombardeado con mensajes para que volviera hasta que regresara e informara de su misión. Entonces, y sólo entonces, el transmisor sería eliminado y tendría su indulto.

El viaje de Tager fue exitoso y aterrizó en New York el 1 de septiembre de 1986. Todo iba según lo planeado y Tager estaba preparando su regreso a su mundo cuando fue erróneamente arrestado por no poner monedas en un parquímetro. Después de pasar 30 días en prisión (y estando en nuestro planeta 14 días más de previsto), Tager empezó a recibir mensajes extremadamente hostiles del vicepresidente Burrows, diciéndole que regresara inmediatamente. Su oportunidad había pasado y debería esperar otra semana para intentar regresar, pero no había manera de hacérselo saber a Burrows. Las constantes voces le estaban volviendo loco. No podía dormir por las noches. Si hubiera alguna manera de que Tager pudiera encontrar la frecuencia exacta por la que se estaban emitiendo aquellos mensajes, sería posible anular las voces y le permitiría dormir hasta su viaje de regreso.

Así, mientras caminaba por las calles de New York, la noche del 4 de octubre de 1986, Tager vio un hombre que creyó que era el vicepresidente Kenneth Burrows. Rápidamente recuperó el juicio; sabía que Burrows nunca tomaría el riesgo de viajar él mismo y se imaginó que debía ser el doble de Burrows en la Tierra. Sin embargo, pensó, ¿cuántas eran las oportunidades de encontrar, entre 5000 millones de personas, al gemelo del hombre que le estaba hostilizando desde hacía dos semanas?. Tager gritó al hombre: "¡Kenneth! ¡Kenneth Burrows!". Para su sorpresa, el hombre, Dan Rather, se giró para ver quién estaba gritando y fue golpeado. Tager dio varios puntapiés a Rather mientras estaba tirado en el suelo y gritó: “¿Cuál es la frecuencia, Kenneth?” esperando detener la pesadilla de las voces. Cuando Rather no respondió, Tager se dio cuenta de que había cometido un terrible error al atacar al doble de Burrows. Huyó del lugar y perdió su segunda, y última, oportunidad de volver a su casa.

Años más tarde, en 1994, en un intento de entrar en contacto con alguien que pudiera identificar la frecuencia y poner fin a las voces que le habían atormentado durante tantos años, Tager disparó y mató a un técnico de la NBC.

Hoy, William Tager se halla en una prisión de New York. Las voces, ahora un mensaje automático que se repite cada 20 minutos, todavía suenan en su cabeza.

historia original

Poeta de las Masas

"Estoy cansado de ser ese solemne poeta de las masas, el enigma envuelto en misterio"

Michael Stipe, en 2005.